Información continua sobre el desarrollo empresarial en la Región de Murcia

Información continua sobre el desarrollo empresarial en la Región de Murcia

Filtrar por Áreas temáticas
Hidroconta duplica su capacidad de control de contadores inteligentes de agua desde su nueva planta en Murcia

Hidroconta duplica su capacidad de control de contadores inteligentes de agua desde su nueva planta en Murcia

Alfonso Corbalán García, CEO de la única empresa española especializada en tecnología de datos del agua, prevé "un gran dinamismo en la digitalización del consumo" con los 3.000 millones de euros anunciados de inversión pública y privada

El cerebro del agua está en Murcia. Desde el laboratorio de Hidroconta, recién ampliado con 7.000 metros cuadrados más, se monitorizan miles de contadores inteligentes, que dejaron atrás los de lectura manual. La compañía murciana es la única de capital español especializada en la medición del consumo de flujos y caudales. Compite a nivel internacional con las tecnológicas estadounidenses, aunque la innovación constante -reinvierten el 15% de la facturación en I+D+i- le ha abierto ya las puertas del sudeste asiático, África y el continente americano.

Alfonso Corbalán García, sucesor del fundador de la empresa en 1973, prevé "años de gran dinamismo en la digitalización del uso del agua", impulsado por la inversión de más de 3.000 millones anunciada por el Estado para que en 2026 toda la red nacional, por donde circula este vector tan escaso, esté conectada a equipos de medición.

En solo seis años ha aumentado su plantilla de 15 a 90 trabajadores y se prepara para un fuerte crecimiento de la demanda, abonada con el plan estatal. "Crecemos a doble dígito y nos llega en el momento adecuado y con la tecnología idónea", señala Corbalán.

Presente en la fundación Isaac Peral, organización privada sin ánimo de lucro y auspiciada por el INFO, participa en la apuesta regional por la mejora de la cooperación público-privada en la industria y la tecnología en la Región.

La premura de adaptarnos a la escasez de recursos y al cambio climático hace pensar que se acelerará la transformación digital, aunque por otro lado presiona la inflación, con el encarecimiento de los materiales, ¿retrasará el avance tecnológico?

No. Por un lado la subida de los suministros electrónicos puede influir de manera negativa, pero hay algo que interviene de manera muy positiva, y es la apuesta decidida que está haciendo el Gobierno a través del PERTE (proyectos estratégicos para la recuperación y transformación económica) de digitalización del ciclo urbano del agua. El Gobierno, las instituciones y el sector estamos muy concienciados de que no tiene sentido que en el año 2022 el 85% de los contadores que hay en España sean de lectura manual.

Se ha aprobado un paquete de ayudas de unos 3.000 millones de euros para abordar la digitalización del agua, tanto en su vertiente urbana como agrícola. Para este objetivo va a haber la mayor inversión en la historia de España en la digitalización del consumo de agua.

Posiblemente haya problemas de 'stocks' y de suministros en el futuro, y es algo con lo que tendremos que convivir, pero las inversiones previstas vencen estas problemáticas.

¿Qué está suponiendo el PERTE del agua para la modernización del sector? ¿Ya es visible el impulso?

Se aprobó en Consejo de Gobierno el 22 de marzo. Hay una primera partida para el segundo semestre de 2022, por el que ya empezamos a ver municipios que piden información. El Ministerio está redactando las bases de la convocatoria, pero es una inversión que tiene que estar ejecutada antes de 2026. Quiere decir que en los próximos tres años y medio va a haber un gran dinamismo en el sector por estas inversiones. Está enfocado al agua urbana, pero hay que recordar que el 80% del consumo del agua en España está en la agricultura, que tiene también una parte importante de las medidas de digitalización y modernización.

Tanto el Ministerio de Agricultura como el de Transición Ecológica han determinado que esto es una prioridad y debe haber inversiones importantes públicas y privadas porque el sector va a cambiar de manera radical en los próximos tres años.

¿Cómo impactará en la Región? ¿En qué grado de digitalización del consumo del agua está la Región con respecto a la media nacional?

Es relativamente bajo. En Murcia, el 75% del agua que consumimos lo gestiona la empresa Aguas de Barcelona a nivel privado. Creo que la ciudad de Murcia cuenta con un 30% o 40% de los usuarios con telelectura de contadores, empezando por los grandes usuarios. Cartagena tiene datos inferiores.

Este PERTE quiere abordar todas las regiones de España y a la región de Murcia le corresponderá su parte.

¿Para la Región será un cambio sustancial, dada la escasez de agua?

Para todos será un cambio sustancial. Es cierto que aquí el impacto es mayor. Es la única región de España que tiene un déficit estructural, medido en 400 hectómetros cúbicos anuales. Segundo, tenemos que traer agua de otras regiones o bien desalar agua del mar para garantizar el abastecimiento, tanto urbano como agrícola. Tercero, el coste del agua es mayor. Pagamos un precio por metro cúbico probablemente de los más altos de Europa.

Estos tres motivos hacen que el control del agua en Murcia sea una prioridad muy importante.

Según datos del Miteco, por el consumo de agua urbana se factura en España una media de 7.200 millones de euros al año, lo que nos permite pensar que es cuantiosa también la suma que se pierde, ya que el 23% del agua potable tratada se escapa por las redes de distribución. ¿Estas partidas de inversión paliarán también este colador económico y ambiental?

Es muy importante. En agua urbana las pérdidas alcanzan el 23%. Pero la agricultura supone el 80,5% del consumo y en este ámbito no tenemos ni medido ni contabilizado cuántas son las pérdidas. Y mi estimación es que es bastante superior a ese 23% que tenemos en agua potable urbana.

La realidad es que no tenemos datos. Abogamos por una buena digitalización del agua tanto en suministro potable como en agricultura. El Miteco estima el consumo de agua en España en 31.000 hectómetros cúbicos anuales. Hay mucha agua que podemos ahorrar en la red agrícola. Mucha. Ahí es donde hay que hacer un trabajo, y no estoy seguro de que el Ministerio esté haciendo todo lo que está en sus manos para reducir esas pérdidas en la agricultura.

¿Qué es lo que no se ha contemplado en este PERTE?

Quitando algo más de 200 millones de euros que van para mejora en la gestión del agua en agricultura, el resto va para agua potable. Está bien, es importante, pero la agricultura se lleva el 80% del agua. Es fundamental conseguir registrar el agua no registrada. ¿Cómo? Mediante digitalización, control y conociendo los consumos reales. Y teniendo una buena plataforma de gestión que nos ayude a esta gestión.

También hay una partida para modernización de las confederaciones hidrográficas, que gestionan las cuencas. En definitiva, tenemos una oportunidad muy buena en España para dar un paso adelante en el control y la digitalización del agua.

Pensemos en que si se recupera solo el 5% del volumen, se podrían generar 1.600 hectómetros cúbicos. Y todo el coste energético que supone llevar el agua de los embalses, los ríos y las plantas de desalación a los consumidores. Y ya sabemos cómo está el coste de la energía.

Si sabemos que una tubería pierde el 25% del agua, estamos gastando en impulsar un 25% del caudal que no deberíamos impulsar. Estamos derrochando también energía. Por otra parte, estamos evaporando. Si pensamos en el Trasvase Tajo-Segura, desde Entrepeñas y Buendía de Guadalajara y llega hasta Murcia, a través de un canal abierto con el calor que aumenta la evaporación. Hay propuestas muy interesantes para poner placas solares sobre embalses o placas solares. Pero lo importante es medir lo que pasa con el agua y actualmente no tenemos un buen sistema de medición de los caudales.

¿Qué va a suponer para Hidroconta esa ola de digitalización?

Miramos al futuro con mucho optimismo. Para nosotros España supone un 35% de la facturación. Fuera de España vemos iniciativas similares. Al final, la escasez de agua es una tendencia general, ya que el cambio climático nos afecta a todos. Tenemos lluvias torrenciales concentradas en periodos de tiempo más cortos, y en muchos casos no tenemos las infraestructuras para retener el agua.

En todo el mundo existe la misma preocupación con el agua. El Ministerio del Agua saudita piensa que en 50 o 60 años pueden acabar con sus reservas de agua y sus acuíferos subterráneos. Quieren adoptar soluciones que monitoricen y controlen la extracción de agua para aplicar políticas adecuadas.

Vemos una oportunidad para emplear la tecnología, que Hidroconta está utilizando, para controlar, medir y saber qué pasa a tiempo real para tomar decisiones que nos permitan ser más sostenibles.

¿Qué tecnología ayudará con más eficacia al control del agua?

Seguimos la ruta de medición del agua por ultrasonidos, por radar y con Internet de las Cosas (IoT) para el envío de datos de los contadores y para facilitar una agricultura de precisión. De Internet de las Cosas salen nuevas derivadas, por ejemplo, estamos ahora con la reprogramación remota, que permite que el contador se reprograme cada cierto tiempo, como hacen los móviles.

¿El laboratorio de verificación de contadores marca una diferencia competitiva para Hidroconta?

Es un motivo de orgullo. Tenemos uno de los mayores y mejores bancos de contadores para verificación de equipos y acabamos de doblar su capacidad, con unas nuevas instalaciones de 7.000 metros cuadrados.

No es casualidad que muchos países del hemisferio sur demanden tecnología de control del agua, con el panorama internacional tan cambiante, ¿qué países tiene Hidroconta en el objetivo?

En Arabia Saudí ya tenemos una presencia importante. Egipto es un mercado que intentamos abrir. También estamos trabajando en Indonesia y Filipinas. Para nosotros el sudeste asiático es una prioridad.

Estamos abriendo mercado en Rumanía y países de su entorno. Seguimos trabajando de manera muy dinámica en Centroamérica y Sudamérica. Marruecos se ha convertido en un mercado importante y se están sumando otros países africanos, como Senegal o Túnez.

SI TE INTERESA LA TECNOLOGÍA...

- FUNDACIÓN ISAAC PERAL, una alianza de empresas industriales y tecnológicas que busca impulsar la cooperación tecnológica entre las grandes empresas y las pymes de la Región de Murcia. Descubre sus proyectos y colaboraciones.

- PROGRAMA UNICO I+D y programa UNICO sectorial 5G para promover la transformación digital a través de la innovación en el ámbito de las tecnologías de 5G avanzado y 6G.