Información continua sobre el desarrollo empresarial en la Región de Murcia

Información continua sobre el desarrollo empresarial en la Región de Murcia

Filtrar por Áreas temáticas
Carmen Pérez, de VitaBit: "Si no hubiera tenido comercio electrónico, mi negocio estaría muerto"

Carmen Pérez, de VitaBit: "Si no hubiera tenido comercio electrónico, mi negocio estaría muerto"

La nutricionista y empresaria, con más de 10.000 clientes, apuesta por "crecer más a nivel digital a partir de ahora porque llegaremos mucho más lejos que abriendo locales"

Un 15,5% era la previsión de crecimiento del 'ecommerce' hasta 2021 en Europa antes de la crisis sanitaria, hasta que llegó el 'Sputnik' de la crisis sanitaria para derribar la predicción como una pared de ladrillos. En las primeras semanas del confinamiento, el impulso fue del 12%, que aumentó al 20% en los siguientes días hasta llegar al 50% a finales de abril, según los datos de UNO, la patronal de las empresas de logística. Otro estudio, realizado por el comparador de envío de paquetes por mensajería Paklink, cifra el incremento en un 57% durante el mismo periodo, aunque en alimentación se registraron aumentos del 71%, y un 58% en electrónica.

La venta 'online' se ha convertido en una oportunidad con la crisis del coronavirus para miles de negocios que han sabido reaccionar a tiempo. "Si no hubiera tenido mi comercio electrónico preparado, mi negocio estaría muerto", asegura la creadora de VitaBit, la marca de salud y alimentación con más de 10.000 clientes.

Justo antes de que la epidemia cambiara el rumbo del mundo, la nutricionista murciana tenía en marcha el proyecto para abrir en el centro de Murcia su tercer centro en la Región, con los de Cehegín y Caravaca a pleno rendimiento. "La COVID me ha dado un vuelco a los planes, de manera que he ralentizado el crecimiento físico y localizado a favor de un comercio digital que me permita ir más allá y que mis líneas de productos sean más grandes que una zona geográfica concreta", afirma la nutricionista. No renuncia a expandir su red de centros, que logró premios de arquitectura por su cuidado diseño, pero sí ha decidido "dividir recursos".

Sus combinaciones de zumos naturales de la huerta murciana con unos planes personalizados para lograr hábitos más saludables y objetivos de adelgazamiento, han ido ganando peso en los últimos meses en los pedidos electrónicos en detrimento de la venta física debido al aislamiento obligado.

"Ya realizamos consultas físicas con cita previa, pero los que han probado la compra 'online' repiten, aunque de vez en cuando tengan que venir para comprobar los avances", explica la fundadora de VitaBit. Después de 5 años de crecimiento de su marca, se considera "más empresaria ya que emprendedora, porque he aprendido de los errores y a dar los pasos que requiere poner en marcha tus ideas". 

NUNCA SIN CALIDAD

VitaBit ya contaba con el andamiaje de su 'ecommerce' y un goteo de ventas 'online' antes de llegar el coronavirus. Después solo ha mejorado sus canales para reforzar la confianza de sus pacientes y vencer los recelos que aún colean entre los consumidores hacia las compras a distancia.

Cree que su primer acierto fue "adquirir conocimientos de calidad para no dejarme llevar por otros, aunque luego tienes que subcontratar servicios sin miedo porque yo a lo que me tengo que dedicar es a ofrecer el mejor producto". Crear una tienda electrónica de calidad pasa, para la empresaria, por "que no te la haga tu primo porque sale más barata". "Todos queremos vender mucho sin gastar y eso no puede ser, ni tampoco esperar que vas a vender al día siguiente", aconseja. Para gestionar con eficacia su negocio digital, apuesta por "tener un buen servicio de redes sociales superalimentado y con contenidos de calidad, ya que es un dinero muy bien invertido que cuida tu marca y te da visibilidad".

Para aprovechar todas las oportunidades multicanal, ha creado una comunidad creciente en Telegram, donde sus clientas encuentran "todo un contenido de valor sobre nutrición, con recetas buenas y rápidas", asegura Pérez. "Así empiezas a dar", señala, al igual que refuerza su presencia en el canal de Youtube, donde ha triplicado su número de seguidores, o en Instagram con sus miles de seguidores. "He adaptado mi comunicación al confinamiento y he creado todos los recursos para darles a mis clientas las herramientas que necesitan, desde un 'ebook' gratuito con recetas saludables y sencillas a información útil, porque sabe que si en el futuro te necesita, aquí estás", explica la empresaria.

ESQUIVAR LOS ERRORES

La experiencia le ha dado a la nutricionista algunas lecciones sobre pasos en falso a evitar. "No debes creerte que subes a la tienda electrónica tu catálogo de productos y la gente va a llegar a comprarte sin más", asegura María Carmen Pérez. Para conferirle el dinamismo que necesita para llegar a sus clientes potenciales, ha contratado los servicios de redacción especializada y la gestión de redes sociales.

Otro 'charco' en el que suelen caer las pymes a la hora de vender por internet: "No debemos creernos que nuestro clientes es cualquier persona", afirma la empresaria, por eso ha analizado y delimitado su diana de mercado, que engloba a las mujeres de entre 35 y 55 años. "Cuando hablo, lo hago para ellas, y es el perfil de cliente en el que me especializo", afirma. De hecho, los estudios de mercado le dan la razón. Según los laboratorios Arkopharma, las mujeres de entre 30 y 50 años han sido las más interesadas en perder peso y aprender a comer sano durante el confinamiento.

Para hacer llegar el mensaje de VitaBit, tiene claro que su estrategia "es la diferenciación, no el precio". "Me involucro y les hago seguimiento diario con consejos de cómo mantener los éxitos logrados o cómo mejorar su dieta", afirma. Es el valor añadido que aporta su marca en un mercado "con empresas muy fuertes, pero que no dan el mismo servicio cercano que nosotros podemos dar".

Recomienda también afinar en la elección de la fórmula de pago y distribución. "Si vas a un público más joven puedes pedir un 'bizum', pero otro perfil de clienta tal vez requiera un sistema de Paypal para mayor confianza", explica. Pensar en todas las posibles circunstancias del cliente y adaptarse a sus soluciones es otro lema que pone en práctica. "Les ofrezco garantía de devolución del importe si no te va bien el tratamiento, porque hay que ser franco con el cliente".

 

TE PUEDE INTERESAR SABER QUE...

- EL CHEQUE TIC COMERCIO ELECTRÓNICO que ha convocado el INFO cuenta con un presupuesto de 300.000 euros para desarrollar proyectos de creación o adaptación del sitio web de la empresa para mejorar sus funciones de venta digital. También prevé la incorporación de las herramientas analíticas que permitan obtener conclusiones de las ventas realizadas y faciliten la toma de decisiones.

- APLICACIONES PARA TABLETAS Y MÓVILES también se encuentran dentro del Cheque TIC Comercio Electrónico. Para implantar este tipo de proyectos, el INFO subvenciona hasta el 75% con hasta 12.000 euros de ayuda por beneficiario.